Pentatlón Moderno

Se consideraba el pentatlón original, con pruebas de carrera, salto en longitud, lanzamiento de jabalina, lanzamiento de disco y luchas, como el clímax de los Juegos Olímpicos. Su vencedor, aclamado por el público, era llamado de “Victor Ludorum” o “El Vencedor de los Juegos”.

El barón de Coubertin, idealizador de los Juegos Modernos, consiguió reintroducir el pentatlón en los Juegos de Estocolmo, en 1912. En la capital sueca, el pentatlón moderno reunió las siguientes pruebas: tiro con pistola, esgrima, natación, equitación y carrera, y permanece en el programa de los Juegos hasta hoy. El Comité Olímpico Internacional (COI) fue responsable por la gestión del deporte hasta 1948, cuando se creó la federación internacional del deporte llamada de Union Internationale de Pentathlon Moderne (UIPM en francés).

El deporte contó con la participación exclusiva de hombres hasta los Juegos de Sídney, en 2000, cuando se inició la disputa femenina. Un cambio importante para atraer público fue la reducción del tiempo de competición: hasta 1980, eran cinco días, con una prueba por día, mientras que actualmente todos los eventos — esgrima, natación, equitación y prueba combinada (carrera y tiro) — tienen lugar en una única jornada.

Se disputa la competición en el sistema de tabla de puntos, en el que los competidores, por medio de sus desempeños, determinan su posición de salida en la prueba combinada (carrera y tiro). Quien termine en primer lugar en esta prueba combinada es el vencedor.

La primera prueba es la de esgrima. Cada participante se enfrenta con la espada a todos los demás, en asaltos de hasta un minuto y es suficiente un único tocado para ser el vencedor. Si el combate no se decide en un minuto, se considerará a ambos como perdedores. El número de puntos varía según el porcentual de vitorias —los que ganan el 70% de los asaltos obtienen 250 puntos.

En la natación, donde las series se determinan según el mejor tiempo en el ranking mundial de pentatlón moderno, los competidores nadan una distancia de 200 m estilo libre. Todos los que completan el recorrido dentro del tiempo de 2 min 30 s ganan 250 puntos.

La equitación se disputa en un recorrido de 350 m a 400 m, con 12 obstáculos — con uno doble y otro triple — de 1,20 m de altura. Los atletas participan en un sorteo antes de la prueba para conocer con que caballo competirán. Los competidores empiezan el recorrido con 300 puntos que van siendo deducidos según su desempeño.

Aquel que esté mejor colocado al final de las tres primeras pruebas saldrá en primer lugar en la prueba combinada (carrera y tiro) — los intervalos de salida se basan en la diferencia entre las puntuaciones (salida por handicap). La prueba consta de cuatro paradas en la zona de tiro — se dispara con el objetivo de acertar cinco tiros en el blanco — y de una carrera de 800 metros (totalizando 3200 metros). Los atletas que completan este recorrido dentro del tiempo de 13 min 20 s ganan 500 puntos. El vencedor de la competición será el pentatleta que cruce primero la línea de llegada.